//

¡Amigos hasta la muerte! Hombre fue enterrado con su perrito «Así él lo quería»

Un hombre con problemas de salud falleció y a los dos días su mascota quien no pudo con la tristeza de perder a su amo, ahora descansan en la eternidad

Actualizado el 28 julio, 2021

Manuel y Canito descansan juntos. Este policía retirado de la ciudad de Angol, al sur de Chile, tuvo una relación muy fuerte con su mascota por más de 13 años. Su último deseo solo era vivir en la eternidad junto a su amigo fiel.





Las mascotas no son solo eso, son familia. Al sur de Chile, un hombre fue enterrado junto a su perrito, luego de que fallecieran casi al mismo tiempo coincidentemente.

Manuel Illanes y Canito, su mascota, tuvo una relación muy fuerte con su mascota pues andaban juntos de arriba abajo como si de padre e hijo se tratara.


Según los medios la cercana relación entre el hombre y el can empezó cuando a Drágica Carrasco la esposa de este le regalaron un perrito por el año 2007.

“A veces Canito se quedaba mirando al papá durante diez, quince minutos sin despegarle los ojos. Sentía como una especie de fascinación por él«, comentó la hija del fallecido.

Mira también: ¡Noble gesto! Abuelito regaló dos gallinas a médico que lo operó gratis

Aunque ni su esposa ni su hija han podido superar la pérdida, recuerdan con cariño el gran lazo que existía entre ambos. “El Cano era especial. Muchas veces dormía al medio de nosotros, pero siempre como cuidándolo. Manuel le conversaba y él parecía entenderlo“, contó la viuda.

Enfermedades que lo aquejaban

Según narra la viuda a Manuel le detectaron insuficiencia renal y su estado se deterioró progresivamente.

“Y ahí era cuando le decía que al morir tenía que irse con él, aunque fuera a los pie”, dijo Drágica, sobre el último de los deseos de su esposo. Pues Canito vivió más de 13 años con la familia antes de partir junto a su padre humano.

Canito no soportó la pérdida de dueño

Cuando Manuel falleció al poco tiempo el can empezó a mostrar problemas graves de salud tanto pulmonares como cardiacos.

“Comenzó a hincharse; tenía retención de líquidos”, comentó un familia quien reconoció que desde que partió Manuel el can ya no era el mismo se le veía triste.

“Nos dieron dos días para velarlo y sepultarlo. El perrito sabía. Lo esperaba, daba vueltas ahí afuera, iba y venía de un lado a otro, muy inquieto y triste. Al segundo día fui a la iglesia, al velatorio y cuando volví estaba muerto. Cayó al lado de la reja que da a la calle”, contó la hija del fallecido.

Después de conversarlo la familia decidió por enterrar a Canito junto a Manuel tal y como el lo había querido fue así como consiguieron el permiso del cementerio y lograron el último deseo del hombre quien ahora descansa en la eternidad junto a su inseparable amigo.

Nota Anterior

¡Se hartó! La 'Uchulú' no pudo comer con palitos y terminó comiendo con la mano

Siguiente Nota

Padre construye un 'exoesqueleto' para que su hijo vuelva a caminar

Lo último de MUNDO