/

El virus y los adultos mayores

Actualizado el 24 mayo, 2021

Esta pandemia es hasta la actualidad un gran desafío para todos, pero en especial para la población adulta mayor, ya que tiene que estar más alerta que el resto a sus propias necesidades, además de las diversas enfermedades que padecen y que no han sido controladas adecuadamente, indica la Dra. Katherine Carlos, médico geriatra de la sede San Martín de Porres de Clínica La Luz.





Nuestros adultos mayores son los que han padecido más restricciones en cuanto a los cuidados y tratamientos de su salud; en la limitación de sus actividades diarias como en el trabajo, la realización de algún deporte, hasta el simple hecho que salir a caminar, pasear a la mascota o reuniones sociales.

Mira además: Zoeh nos necesita para ganarle a la leucemia


EFECTO DESENCADENANTE

Todo ello, explica la geriatra, ha generado un desequilibrio desde el punto de vista físico, funcional, social, mental-afectivo y nutricional. Dentro de la población adulta mayor, los más afectados han sido las personas más activas, pues han realizado un cambio brusco en cuanto a su rutina, y la mayoría ha optado por llevar una vida sedentaria, generándole mayores complicaciones como aumento de peso, que los puede llevar a enfermedades cardiovasculares (hipertensión arterial, falla cardiaca), síndrome metabólico (obesidad, diabetes, triglicéridos elevados, hipertensión arterial), pérdida de fuerza y masa muscular conocida como “sarcopenia”.

Además, este desacondicionamiento ha generado mayores casos de deterioro cognitivo, depresión, ansiedad y estrés, que son difíciles de controlar en casa sin un apoyo profesional.

RECOMENDACIONES

Por estos motivos, la Dra. Katherine Carlos nos recomienda algunos puntos de intervención para poder sobrellevar de la mejor forma esta pandemia: • Mejorar la alimentación: hay que limitarse en las calorías como disminuir los dulces, grasas y harinas.

Priorizar las frutas, verduras, ingesta de proteínas como claras de huevo, pollo, res, pescado o pavita.

• Practicar ejercicio: si cuenta con alguna máquina en casa y tiene el hábito de realizar ejercicios podría empezar con 3 veces a la semana y luego ir aumentando progresivamente acorde a su capacidad teniendo en cuenta sus limitaciones. Si no cuentan con ninguna máquina sólo es suficiente con caminar, y poco a poco ir avanzando en su rutina de ejercicios. Tampoco es bueno exigirse demasiado al inicio si no está acostumbrado a ello.

• En el aspecto afectivo, el aislamiento y el no poder ver a sus seres queridos afecta seriamente al estado de ánimo presentando mayor cuadros de depresión.

Entérate de más: ¡Uyuyuy! Castillo le saca 10 puntos a Keiko

Sin embargo, hay que apoyarnos en la tecnología y realizar llamadas, videollamadas con familiares que no viven juntos, en donde nos permite vernos las caras hasta incluso poder jugar con sus nietos a distancia, para compensar en parte la falta de contacto con ellos. Y realizar algunos hobbies con los cuáles se sienta cómodo.

• En cuanto a la salud mental, se recomienda realizar ejercicios de memoria, armar rompecabezas, aprender un idioma, o aprender a tocar algún instrumento. De esta manera podemos mejorar la capacidad mental.

el dato

La Dra. Katherine Carlos atenderá a partir de la segunda semana de junio en Geriatría de la Sede San Martín de Porres de Clínica La Luz (Av. Perú 3811 – SMP) y puede separar cita a través de la Central: (01) 613-9296 o la web www.clinicalaluz.pe

Nota Anterior

El ‘Kun’ se despide de Inglaterra con doblete

Pescadores realizan su trabajo con normalidad pese a los truenos
Siguiente Nota

Pescadores realizan su trabajo con normalidad pese a los truenos

Lo último de ACTUALIDAD