Familias en cuarentena por sacerdote infectado

Actualizado el 13 marzo, 2020

El sacerdote peruano Luis Núñez del Prado Reynoso, de 47 años, se contagió con el coronavirus y se encuentra grave en el hospital Edgardo Rebagliati. Se trata de un presbítero diocesano de la parroquia  San Gabriel Arcángel de Villa María del Triunfo. Hace  pocos días, almorzó con dieciséis personas, cuyas familias ahora se encuentran en cuarentena ante la posibilidad de haber contraído el COVID-19.



El cura presenta un cuadro de neumonía atípica. Al comienzo lo trataron en la Clínica Maison de Santé de Chorrillos. Luego de dar positivo lo derivaron a EsSalud para ser atendido de emergencia, porque, además, su sobrepeso complicó más su cuadro de salud.

“El origen de este contagio es lo más peligroso. Hemos conversado con él y nos dice que ha hecho su vida regular en la iglesia. No ha tenido un evento especial con extranjeros y no ha recibido voluntarios”, explicó el padre Omar Sánchez en una entrevista para ACI Prensa.

VÍA CRUCIS

Todo empezó el pasado jueves 5 de marzo. Hizo fiebre de 40 grados y fue a la mencionada clínica, donde ahí solo le diagnosticaron amigdalitis. Tras ser medicado, volvió a su casa.

“Viernes, sábado y domingo hizo su vida normal. Esos días son los que el sacerdote se vincula mucho más con la comunidad. El lunes se sintió mejor con lo que le dieron para la amigdalitis, pero el martes 10 ya no podía respirar y tenía otra vez fiebre”, dijo el padre Sánchez.

Señaló que como Núñez tiene obesidad siempre tuvo problemas bronquiales. “La mitad del invierno la pasaba en cama”, contó.

ESTÁ GRAVE

Ya con un cuadro complicado, el sacerdote fue llevado al hospital Edgardo Rebagliati.

“Esta situación afecta directamente a su parroquia porque, como no hay un foco de contagio regular –como la gente que llega de Europa–, su contagio se ha dado de otra forma. Él solo recuerda que confesó a un muchacho el sábado por la tarde que tenía una gripe muy notoria y tosía constantemente”, añadió  el padre Omar.

ALMUERZO CON FIELES

Hay un detalle en toda esta historia. Cuando el padre se empezó a sentir mejor, tras los primeros síntomas, tuvo un almuerzo con 16 personas, motivo por el cual, ahora, las familias de estas han sido puestas en cuarentena hasta descartar que hayan contraído el coronavirus.

EL DATO

Una reportera de televisión fue hasta una de las viviendas de estas familias afectadas y una mujer dijo que estaban esperan que personal del Ministerio de Salud vaya a hacerles la prueba.

Nota Anterior

Coronavirus en Perú: Aumentan a 28 los casos

Siguiente Nota

Gobierno prohíbe espectáculos que congreguen a más de 300 personas

Lo último de PRINCIPALES