/

¡INCREÍBLE! Mujer usó vaso como juguete sexual y se le atoró en la vejiga

Una mujer tuvo que ser intervenida de emergencia al encontrarle un vaso atorado en su vejiga lo que le habría provocado una infección urinaria

Actualizado el 18 marzo, 2022

Según los especialistas, la mujer tenía una práctica sexual llamada “sondeo uretral” y por vergüenza nunca fue al médico.





Hay veces en que los pacientes asisten a controles médicos aquejados de dolores que, para los profesionales, pueden ser señales de enfermedades típicas. Sin embargo, cuando estos casos se estudian más a fondo y se realizan exámenes, a veces los especialistas se encuentran con sorpresas.

Sorpresa en sala de urgencias

Una de estas sorpresas fue la que se llevó un equipo médico del Hospital Académico Habib Bourguiba, en Túnez, al darse cuenta que una mujer de 45 años tuvo un vaso de vidrio atorado en su vejiga por 4 años.

Según informaciones, la mujer habría llegado hasta la consulta porque tenía dolores típicos de una infección en el tracto urinario. Estos dolores suelen generar problemas al momento de orinar.

Como tenían que asegurarse de que se trataba de eso le realizaron distintos escáneres. Ahí fue cuando los médicos descubrieron algo sorprendente: tenía un vaso en su vejiga que estaba encerrado por un cálculo vesical de 8 centímetros de ancho.

Cuando le preguntaron a la mujer por este vaso, ella contó que había usado el vaso como juguete sexual unos años antes. Existe una práctica que se conoce como “sondeo uretral“, en donde las personas se insertan distintos tipos de obetos en la uretra que supuestamente “aumentan el placer“.

Según los médicos, el vaso estaba intacto y no tenía trizaduras ni grietas. Sin embargo, también dejaron en claro que a pesar de que hay pacientes que se introducen cosas por ese canal, a veces por salud mental, es algo que no se recomienda hacer.

Mira también: Vidente Mhoni asegura que “Dios bajará a pelear con el diablo” este lunes 21 de marzo

Además, agregaron que lo más probable es que esta mujer al no poder sacar el objeto por su cuenta no haya asistido al hospital por “vergüenza de buscar atención médica“.
Luego de una cirugía el vaso de vidrio pudo ser extraído con éxito del cuerpo de la mujer. La paciente se recuperó durante dos días en el hospital y pudo volver a casa. El caso, en tanto, quedó registrado en una revista de medicina, junto con imágenes de un molde de la vejiga de la paciente y el vaso de vidrio que fue extraído.

Radio Karibeña
Nota Anterior

“Me duele más a mí, que a él”: Nicola Porcella revela que su hijo sufrió bullying en el colegio

Siguiente Nota

Anthony le dice a Melissa que es “feo”: “pero las mujeres son más felices”

Lo último de ESPECTÁCULOS