/

La bioseguridad y el personal de salud

Actualizado el 16 julio, 2020

A más de 115 días de Estado de Emergencia Sanitaria a causa del Covid-19, el personal de primera línea continúa trabajando arduamente, exponiendo sus vidas para proteger y salvar a los peruanos. La labor de médicos, enfermeras, militares, policías, bomberos, entre otros, ha sido fundamental para detener el contagio y evitar más víctimas a causa de la actual pandemia.



Estos servidores públicos durante su labor exponen sus vidas, convirtiéndose en potenciales víctimas del coronavirus. Desde que empezó la pandemia hasta primera semana junio, más de mil médicos fueron contagiados, de los cuales 60 fallecieron.

Además, más de 70 mil militares y 100 mil policías salieron a las calles para reforzar las medidas de bioseguridad, de ellos, más de 4 mil se infectaron y cerca de 100 policías fallecieron por Covid-19.

Por este motivo, considerando que hasta la fecha los casos de coronavirus continúan incrementándose, te recordamos cuáles son las medidas de protección que debe tener este personal.

EQUIPOS DE PROTECCIÓN PERSONAL (EPP): Aún existe la necesidad de suministros de equipos de protección personal para los servidores públicos, sobre todo el personal médico, quienes debido a la demanda o escases de EPP no están equipados de manera adecuada, ellos dependen de estos equipos para evitar infectarse o infectar a otras personas. Los EPP se componen de varios elementos:

Guantes: Es uno de los equipos más comunes para la protección del personal de salud y son usados para tareas como la examinación y el cuidado de pacientes, durante cirugías y para el manejo de agentes químicos. Su uso es importante para prevenir el contacto con sangre, fluidos corporales, secreciones, excreciones y objetos contaminados.

Mascarillas: Los protectores recomendados para el personal de salud son las mascarillas N95, N99 y N100, según el National Institute for Ocupational Safety and Health de Estados Unidos. Una vez utilizados, deben retirarse y desecharse.

Trajes: Las batas que utilizan los profesionales de salud, más allá de haberse convertido en un distintivo, son clave para evitar la transmisión de enfermedades. En el caso del coronavirus, los doctores y cualquier personal médico deben ponerse una bata de aislamiento limpia para entrar a la habitación del paciente o área.

Gafas y protectores faciales: El coronavirus puede propagarse a través de los ojos, de la misma manera como ocurre a través de la boca y la nariz. Cuando alguien con Covid-19 tose, estornuda, o habla, las partículas del virus son lanzadas al aire desde la boca o la nariz hacia su cara y es muy posible que el contagio se dé a través de su inhalación. Sin embargo, estas gotículas también pueden ingresar al cuerpo a través de los ojos.

Higiene de manos: Es muy importante el lavado o desinfección de manos, especialmente en el personal de primera línea que trabaja con pacientes o que realiza actividades en lugares públicos. La limpieza se puede hacer con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón. Por este motivo, considerando la necesidad de insumos para la desinfección, grandes empresas han decidido ir más allá de su negocio principal, contribuyendo socialmente a favor de la comunidad a través de la donación de productos, como es el caso de Nivea, que viene produciendo su propio desinfectante de manos para ser donado exclusivamente a las Fuerzas Armadas y servidores públicos.

Desinfección del ambiente de trabajo: Además de todas las medidas de precaución que debe tomar cada profesional, la OMS advierte que es importante asegurar que los procedimientos de limpieza y desinfección ambiental se sigan de manera consistente y correcta. Es vital garantizar que las superficies sean limpiadas con agua y detergentes, además de la aplicación de desinfectantes, como el hipoclorito de sodio.

Apoyo psicológico. El trabajo diario no solo implica un desgaste físico, sino también mental y emocional.  El personal de primera línea enfrenta un estrés emocional constante, debido a diversos factores como el temor a contagiarse, el trato directo con pacientes o incluso el hecho de estar lejos de sus familias, a quienes no ven hace meses.

radio karibeña - anciano abandonado
Nota Anterior

Abandonan y dejan desamparado a viejito con síntomas de COVID-19

Siguiente Nota

Aeropuerto fue un verdadero loquerío

Lo último de ACTUALIDAD