/

Le clavan otra denuncia a Keiko Fujimori

Tribunal Constitucional verá hábeas Corpus de Keiko
Actualizado el 24 diciembre, 2019

Una nueva de­nuncia, esta vez por tráfico de in­fluencias, se pre­sentó ante la Fiscalía de la Nación contra la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori por parte del procurador anticorrup­ción Amado Enco, quien la acusa junto con los ex congresistas fujimoristas Miguel Torres y Héctor Becerril.

Según la denuncia de Enco, Fujimori a través de los dos ex congresis­tas pretendió tener un encuentro con el ex juez supremo César Hinostro­za, para que este la ayude a superar las acusaciones fiscales que se le siguen por el supuesto delito de lavado de activos.

Enco precisa que Hi­nostroza, actualmente con un proceso de extra­dición al Perú desde Es­paña, fue presidente de la Sala Penal Transitoria en el 2018 e iba a revi­sar el recurso de casación presentado por Keiko y su esposo Vito Villanella para que su caso no sea visto bajo la Ley de Cri­men Organizado.

El apoyo de Hinostro­za era fundamental para aprobar la casación, que habría liberado a Keiko y su esposo del caso por lavado de activos que ya la llevó a prisión preven­tiva, y que con algunas ampliaciones, ha vuelto a ser presentada por el fiscal del caso Lava Jato, José Pérez.

LA SEÑORA K

Los contactos para el encuentro entre Keiko e Hinostroza se hicieron a través de diferentes per­sonajes, siendo uno de ellos el empresario An­tonio Camayo, quien en un audio le revela a Hi­nostroza que la “señora K”, “de la primera fuerza”, quería tener una reunión con él.

Como colaborador efi­caz, Camayo ya reveló al fiscal Pérez los contactos que hizo e identificó a Keiko Fujimori como la “señora K”, lo cual ella ha desvirtuado repeti­das veces. En el mismo sentido va el testimonio del ex presidente del Congreso, Daniel Sala­verry, quien dijo que Keiko también le pidió contactarse con el en­tonces juez Hinostroza.

NO CUADRA

Sobre Keiko, se supo que Manuel Gubbins Bo­vet, sobrino del fallecido empresario peruano Juan Rassmuss Echecopar, con­firmó ante el fiscal Pérez que su tío di un aporte de US$3’400,000 para la campaña presidencial fu­jimorista en el 2011.

Añadió que Rassmuss también aportó US$1’465,000para la campaña presidencial del 2016, pero este últi­mo dato no coincide con el reporte presentado por Fuerza Popular (entonces Fuerza 2011) ante la Ofi­cina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).

Trascendió que Fuer­za 2011 registró S/14’841,579 como contribuciones en esa campaña, pero la suma de los aportes de los em­presarios Dionisio Romero Paoletti (US$3.65 millo­nes), Vito Rodríguez Ro­dríguez (US$200 mil) y el sobrino de Rassmuss llega a S/19’575,000 (según el tipo de cambio del 2011).

El Dato:

El finado Juan Rassmuss se reunió en­tre cuatro y cinco veces con Keiko, y dos veces con ella y Jaime Yoshi­yama, a quien le dio el aporte económico.

Nota Anterior

Masacre en El Agustino: Niño de 9 se hizo el muerto para pedir ayuda

Siguiente Nota

Perú no se mete en Venezuela

Lo último de EDICIÓN IMPRESA