/

Maldito botó al desagüe los restos de su esposa

Actualizado el 3 mayo, 2021

Hasta el más curtido detective de Homicidios quedó impactado con el aterrador testimonio de Víctor Mauri Ibarra, el taxista que asesinó, descuartizó y desapareció los restos de su esposa, tan Lucy Melgarejo Osorio.





Las investigaciones han determinado que el desquiciado sujeto planeó asesinar a su esposa, porque ésta le insistía en divorciarse. A sabiendas que la casa de sus padres estaba deshabitada llevó a Lucy con el pretexto de visitar a su madre, pero cuando la víctima descubrió el engaño acabó estrangulándola.

Mira además: Salvaje agarró a palazos a su pareja embarazada


Lo que este desquiciado hombre hizo con el cuerpo de la mujer a la que juraba amar parece haber sido sacado de una película de terror. Compró una congeladoa para colocar el cadáver y con una amoladora iba cortando poco a poco las partes.

“Estaba tantos días así, dije mejor lo corto y de allí me fui a buscar ese aparato y lo corté, o sea a cortarlo como podía, como yo no sabía usarlo bien”, agregó durante su confesión con la Policía. “Sacaba los restos en bolsas y los llevaba a un departamento alquilado en Surco.

Ahí se deshacía de ellos haciéndolos pasar por el inodoro y el desagüe”, comentó el coronel Víctor Revoredo jefe de la División de Homicidios. El día de su captura Mauri Ibarra había llegado a la casa con la intención de deshacerse de la última parte del cuerpo que le faltaba, la cabeza.

Mira además: Denuncia a mototaxista por hacerle tocamientos

SE HIZO PASAR POR ELLA

La familia de Lucy Ibarra había denunciado su desaparición un mes antes que fuesen encontrados sus restos. Durante todo ese tiempo, el feminicida usó su celular y se hizo pasar por ella para no despertar sospechas.

el dato

Los deudos exigen se aplique la máxima pena contra Mauri Ibarra.

Nota Anterior

Keiko vs Castillo: Hubo más populismo que propuestas

Siguiente Nota

Muere tras ser baleado cuando manejaba su carro

Lo último de EDICIÓN IMPRESA