/

Shirley Cherres denunció a su expareja: “Me quiso matar”

Actualizado el 18 diciembre, 2020

Entre lágrimas, Shirley Cherres contó los duros momentos que vivió tras ser secuestrada por su expareja José Manuel Pando, quien además -según ella- intentó acabar con su vida. La pesadilla de la exporrista del Sport Boys empezó cuando decidió ponerle fin a su romance y denuncia a Pando por violencia doméstica.





Además puedes leer: Yahaira ‘chocha’ con Amy Gutierrez: “Mi peque, te mereces lo mejor”

“Con el señor tuve una relación del 28 de julio al 12 de setiembre, y el día 14 de ese mes le puse una denuncia porque me jaloneó, robó cosas de mi casa y jaqueó mis cuentas de redes sociales. Luego, me voy hacer unas fotos a un hotel para mi Onlyfans y él se aparece ahí, me golpeó, amenazó y amedrentó con un arma blanca. Fui coaccionada para irme con él y quiero aclarar que nunca retiré la denuncia, eso prosigue”, contó Shirley.


Además, Shirley reveló que su ausencia en redes sociales se debió a que fue llevada a la fuerza al departamento de este sujeto, quien la mantuvo secuestrada y actualmente está prófugo.

Mira también: Josimar reveló que su hija de 14 años deberá ser operada para perder peso

“Tuve que irme con el señor y no podía pedir ayuda, él me dio una bofetada y tiró a la cama. Me llevó contra mi voluntad a su casa desde el 21 de setiembre hasta el 4 de octubre y eso se llama secuestro”, relató.

“Me quitó mi cartera, mis celulares, no podía comunicarme con mi familia, entré en pánico, decía que si quería irme me tire por su balcón que estaba en el séptimo piso. Intentó matarme, me asfixió con una almohada. Luego me decía ‘yo te amo mi amor’”, agregó Shirley que ya tiene en sus manos garantías personales y se ha visto en la obligación de contar con seguridad propia pues teme a que su expareja tome represalias

Entérate de más: Luciana Fuster se declara ‘íntima’ de Sebastián Yatra

Nota Anterior

‘Fogosos’ en arrumacos roban vehículo

Siguiente Nota

Wilmer Cartagena listo para show virtual

Lo último de EDICIÓN IMPRESA